Guía detallada sobre la dieta cetogénica y sus beneficios

Guía detallada sobre la dieta cetogénica y sus beneficios

En los últimos años, la dieta cetogénica o «dieta keto» ha resurgido como una de las más populares para mejorar la salud y promover la pérdida de peso. En particular, es un modelo de alimentación abundante en grasas y bajo en carbohidratos. Muchas celebridades dan testimonio sobre sus efectos.

Sin embargo, debido a las restricciones que acarrea, debe ser indicada por profesionales de la salud. Su mala implementación puede derivar en problemas para el organismo. De cualquier modo, se ha convertido en uno de los modelos más utilizados para combatir el sobrepeso y reducir el riesgo de enfermedades crónicas como las cardiovasculares. ¿Quieres saber más al respecto? ¡Sigue la lectura!

¿Qué debes saber sobre la dieta cetogénica?

En condiciones normales, el cuerpo utiliza glucosa como principal fuente de energía. Pero cuando estamos frente a una dieta cetogénica —que es baja en carbohidratos y alta en grasa— se promueve un consumo de hasta el 90 % de la energía total a partir de los lípidos. Es decir, para una dieta de 2000 calorías se toman 180 gramos de grasa al día.

Las proteínas se indican de manera moderada, con 1 gramo por cada kilo de peso corporal al día. El consumo de carbohidratos es muy bajo, con menos de 50 gramos por día, cuando en una dieta normal debería ser de 130 gramos para un adulto al día.

Así pues, este tipo de dieta se cataloga como «normocalórica» y se asocia con efectos similares al del ayuno o la inanición. Cuando la ingesta de carbohidratos se sustituye por la grasa, el cuerpo entra en un estado metabólico llamado cetosis nutricional. Dicho de otro modo, comienza a quemar grasa para obtener energía.

Comidas de la¿Qué debes saber sobre la dieta cetogénica? dieta cetogénica.
En la dieta cetogénica se incrementa la ingesta de alimentos abundantes en grasa y se evitan las fuentes de carbohidratos.

¿Cómo ocurre este cambio de energía dentro del cuerpo?

Una vez que los alimentos se consumen y se digieren, los carbohidratos se absorben como glucosa. Esta última se emplea como principal fuente de energía para el cerebro, el sistema nervioso y el resto de las células.

No obstante, en algunos casos —como en dietas muy bajas en carbohidratos— no hay suficiente glucosa para darle energía al cuerpo. Por ello, este se adapta y busca la manera de obtenerla. En este proceso, en el hígado se forman las cetonas a partir de la grasa, lo que proporciona la energía.

Tal como lo explica la revista Neural Regeneration Research, el cuerpo entra en un estado de cetosis. Las cetonas son bien recibidas por el cerebro y otras células para seguir funcionando, siempre y cuando estos compuestos, también llamados  «cuerpos cetónicos», alcancen un nivel óptimo y saludable en la sangre.

Tipos de dieta cetogénica

Hay varios tipos de dietas cetogénicas, de acuerdo al método implementado. A continuación, detallamos los más relevantes.

Dieta keto estándar o clásica

Es la dieta más investigada. Se caracteriza por ser muy baja en carbohidratos, moderada en proteínas y alta en grasas. La Sociedad Española de Nutrición Enteral y Parenteral expone que este modelo debe ajustarse a las necesidades de cada persona.

Por cada 3 o 4 gramos de grasa se ofrece 1 gramo de proteína y carbohidratos de manera simultánea. Otros autores opinan que la dieta cetogénica clásica debe contener el 70 % de grasa, 20 % de proteínas y solo un 10 % de carbohidratos.

Dieta ceto cíclica

Se llama cíclica porque implica períodos de mayor contenido de carbohidratos entre los ciclos de la dieta cetogénica. Por ejemplo, 5 días cetogénicos seguidos de 2 días con alto valores de carbohidratos como ciclo.

Dieta ciclo dirigida

Esta dieta permite agregar carbohidratos adicionales alrededor de los períodos de entrenamiento físico intensivo.

Dieta ceto alta en proteínas

En este caso, hay un aporte del 60 % de grasa, 35 % de proteína y 5 % de carbohidratos.

Cabe aclarar que las personas en cetosis pueden usar cetonas para obtener energía y sus niveles en sangre no alcanzan valores peligrosos.

En cambio, en personas con diabetes no controlada y déficit absoluto de insulina, los cuerpos cetónicos se pueden acumular de manera excesiva y provocar un daño muy grave. Esto se conoce como «cetoacidosis diabética».

Beneficios de la dieta cetogénica

Las dietas cetogénicas pueden ser útiles para el control y el tratamiento de diversas enfermedades. En el siguiente espacio detallamos las más populares.

Sobrepeso y obesidad

La mayoría de los estudios señalan que las personas que siguen una dieta baja en carbohidratos pierden más peso durante los primeros 3 a 6 meses al compararlos con los que siguen dietas equilibradas. En consecuencia, también disminuyen de manera significativa los triglicéridos séricos y la presión arterial.

Sin embargo, existen algunas controversias con relación a cómo funciona la dieta. Algunos consideran que la pérdida de peso se debe a que hay una disminución calórica al restringir los carbohidratos y al efecto de saciedad que causan las proteínas. Otros, en cambio, se inclinan por la ventaja metabólica que producen las dietas cetogénicas.

Algunos especialistas han tratado de explicar que la pérdida de peso se debe a que la cetosis puede tener una acción supresora del apetito. Se ha evidenciado la acción directa de los cuerpos cetónicos sobre las hormonas que influyen en el apetito, como la grelina y la leptina.

Enfermedades cardiovasculares

Los estudios también sugieren que la reducción de carbohidratos a niveles que inducen la cetosis nutricional conduce a mejorar los perfiles de lípidos en sangre. Es decir, favorece la reducción del colesterol malo, el colesterol total y los triglicéridos. Incluso, ayuda a aumentar el colesterol bueno o HDL.

En otra investigación, esta dieta fue útil para reducir la capacidad del colesterol malo para obstruir las arterias. Según los hallazgos, esta alimentación actúa de manera indirecta sobre la disminución en la producción de colesterol endógeno.

Diabetes tipo 2 y la prediabetes

La diabetes es una de las enfermedades crónicas de mayor prevalencia en la población. Ocurren cambios en el metabolismo y, en consecuencia, se elevan los niveles de azúcar en sangre mientras se deteriora la función de la insulina.

Como la dieta keto mejora el exceso de grasa en la sangre, es probable que las personas con síndrome metabólico, resistencia a la insulina y diabetes tipo 2 también mejoren sus síntomas. De hecho, una investigación encontró que esta dieta es capaz de mejorar la sensibilidad a la insulina en un 75 %.

Paciente diabética toma té de Java.
La dieta cetogénica ha demostrado beneficios para reducir la diabetes y sus complicaciones.

Trastornos neurológicos

Los datos emergentes sugieren que la dieta cetogénica, además de la epilepsia, podría mejorar otros problemas de tipo neurológico, como los siguientes:

  • Dolor de cabeza.
  • Neurotrauma.
  • Enfermedad de Alzheimer.
  • Enfermedad de Parkinson.
  • Autismo.
  • Esclerosis múltiple.
  • Trastornos del sueño.

La pregunta es, ¿cómo lo puede hacer sí son enfermedades diferentes? El mecanismo aún no se conoce bien. Un grupo de especialistas exponen que los cuerpos cetónicos actúan como agentes neuroprotectores al elevar los niveles de ATP, que aportan energía y reducen la producción de radicales libres que dañan los tejidos del cerebro. También pueden mejorar la función de las neuronas.

Cáncer

Aunque los resultados de ensayos no controlados de la dieta cetogénica sobre el paciente con cáncer ha sido anecdótico, Fine y su equipo sugirieron que la inhibición de la insulina causada por una dieta cetogénica podría ser un tratamiento complementario para los pacientes con cáncer.

En general, se cree que la inanición de glucosa a las células tumorales y la reducción de las acciones directas de la insulina sobre el crecimiento celular pueden hacer de las dietas cetogénicas unas herramientas prometedoras en la lucha contra el cáncer. Sin embargo, merecen una investigación más profunda en humanos.

Otros beneficios de la dieta cetogénica

La ciencia también señala que este tipo de dieta puede tener beneficios para otras condiciones de salud.

Síndrome de ovario poliquístico (SOP)

Este tipo de trastorno endocrino es común en las mujeres e incluye resistencia a la insulina, obesidad, diabetes tipo 2, dislipidemias, entre otros signos. La dieta cetogénica puede ayudar a reducir los niveles de insulina y, por tanto, se considera como un valioso tratamiento no farmacológico para el SOP.

Acné

Un número creciente de estudios sugieren que ciertos tipos de alimentos se relacionan con el acné. Entre ellos los que tienen una carga glucémica alta. Este tipo de dieta tiene la capacidad de estimular la insulina, los andrógenos y el factor de crecimiento similar a la insulina-1.

Aunque no es concluyente, la dieta cetogénica podría ser eficaz para reducir la gravedad y la progresión del acné. No obstante, se requieren más ensayos.

¿Qué hay en el menú de una dieta cetogénica?

Una dieta cetogénica incluye los siguientes alimentos:

  • Carnes, pollo y pescado.
  • Huevos.
  • Queso.
  • Vegetales de hoja y flores como el brócoli y coliflor.
  • Pimiento.
  • Cebollas.
  • Pepino.
  • Apio.
  • Cereales integrales.
  • Productos lácteos bajos en grasa.
  • Nueces.
  • Aceite, mantequilla y crema.

Las grasas saturadas están permitidas al igual que las insaturadas. Se pueden usar endulzantes no nutritivos. Por su parte, los alimentos que no están permitidos, son los siguientes:

  • Pan.
  • Cereales.
  • Frutas que tienen altos valores de carbohidratos.
  • Verduras con almidón.
  • Productos horneados.
  • Legumbres, como lentejas, frijoles y guisantes.

Las evidencias demuestran que las dietas cetogénicas puedes ser adecuadas para las personas con sobrepeso, diabetes tipo 2 o los que desean mejorar su salud metabólica.

Sin embargo, antes de implementarla, hay que consultar al médico o nutricionista. Ellos pueden determinar si estos modelos de alimentos son convenientes de acuerdo a la edad, estado de salud, entre otras características.

The post Guía detallada sobre la dieta cetogénica y sus beneficios appeared first on Mejor con Salud.

Artículos Relacionados