Así se fabrica el champú anticaspa en un laboratorio cosmético

Así se fabrica el champú anticaspa en un laboratorio cosmético

Para lograr un buen cuidado del cabello, es fundamental evitar la aparición de caspa en nuestro pelo. Con tal fin, existen múltiples champús que nos ayudan a combatirla; no en vano se trata de uno de los productos estrella en el sector de la cosmética. Pero, ¿cómo se elaboran estos champús tan particulares? 20minutos ha hablado con Jerónimo Ors, farmacéutico y director de la firma cosmética Paquita Ors para averiguarlo.

"Es un reactor, pero no uno nuclear"

Tal y como explica este experto, para fabricar un champú es necesario un complejo aparato llamado reactor. El nombre, no obstante, no debe llevarnos a confusión: "Un reactor no es algo explosivo ni un reactor nuclear, sino un recipiente hecho de acero inoxidable de la más alta calidad para que sea inerte y que tiene unas características para poder calentar los componentes de manera suave, sin que estén en contacto directo con focos de calor", desarrolla.

"Lo que hacemos es calentarlos, removemos las bases y el reactor tiene una turbina enorme que funciona como una minipimer y que mezcla los componentes del champú con una gran fuerza de cizalladura para que el producto sea homogéneo", prosigue.

"Una vez hecha la mezcla", continúa Ors, "quitamos el calor, pasamos agua fría y un agitador va poco a poco enfriándolo dulcemente sin que el producto sufra".

"Cumple con los más altos estándares"

El farmacéutico añade que, después de todo este proceso y una vez que el champú anticaspa se encuentra ya homogeneizado, es importante que el producto pase por un equipo de control de calidad que verifique que cumple con los más altos estándares que la firma exige a sus propios productos.

No sólo eso, sino que incluso tras el envasado (que es ya el siguiente paso en la fabricación de este champú) vuelve a pasar por un segundo control de calidad, antes de poder estar ya completamente disponible.

Artículos Relacionados