5 claves para salir de una amistad tóxica

5 claves para salir de una amistad tóxica

Una amistad tóxica es una relación disfuncional que no te permite crecer, inhibe tu expresión afectiva y afecta emocional, conductual y cognitivamente a tu vida. En otras palabras, es una relación en la que no puedes ser feliz. Ahora, ¿cómo se puede salir de esta relación?

Es muy difícil romper el vínculo de una amistad tóxica, en parte, porque no hay un reconocimiento de que la relación es de esa clase. También porque es complicado detectar las dinámicas conductuales y emocionales en las que está anclada la interacción. Entonces, ¿qué salida hay? En este artículo te la contamos.

Cómo salir de una amistad tóxica

No suele ser sencillo terminar una amistad, pues la unión que se establece se convierte también en parte de lo que somos y de nuestra cosmovisión del mundo.

Renunciar a ella es como renunciar a una parte de nosotros, y aunque esta no sea la mejor, puede no ser sencillo desarraigarla de nuestro ser. A la hora de emprender esta complicada tarea, ten en cuentas las siguientes claves.

Amigas discutiendo
A menudo no es fácil cortar una relación de amistad tóxica porque no somos conscientes de ella.

1. Reconoce y acepta la realidad

La primera clave para salir de una amistad tóxica es ser conscientes de que estamos en una. Reconocer y aceptar es un paso importante para iniciar un proceso de desvinculación, pues es complicado que lo hagas si ni siquiera sabes que estás atado. Para lograr esto es necesario que te tomes un tiempo a solas, y reflexiones sobre la calidad de la relación.

Examina cómo te sientes cuando en compañía de esa persona -también antes y después-. ¿Te sientes mal, triste o cansado? ¿Te genera ansiedad? ¿No tienes tranquilidad junto a ella? ¿Te sientes atacado constantemente?

2. Prepárate para la ruptura

Planifica la salida de esa amistad tóxica, no se trata de hacerlo de manera impulsiva y descontrolada. Traza un plan de acción que en el que incluyas lo que dirás, y también todo aquello que pueda emerger en el momento y que deberás saber manejar.

Por ejemplo, si tu amigo tóxico te hace un drama, ¿cómo gestionarás la situación? Piensa en lo que puede salir mal y fórmula una posible solución.

Prepárate también para sentir, aceptar y gestionar tus emociones, porque será un momento muy afectivo. Puede que la ansiedad haga su aparición en escena, así que no asustes, es normal. Recuerda que todo lo estás haciendo por ti, por salud mental y por tu bienestar.

 3. Comunícate de forma asertiva

Que tu amigo sea tóxico no es una razón para tratarlo mal al terminar la relación. Puedes ser amable y, al mismo tiempo, comunícate de manera asertiva. Este tipo de comunicación se fundamenta en una actitud positiva de respeto, en la que puedes expresas tus razones y valoraciones sin descalificar a la otra persona, ni pasar por encima de sus derechos.

Para ser asertivo al salir de una amistad tóxica, ten presente:

  • Manifiesta lo que piensas y sientes desde el respeto.
  • Expresa comprensión hacia lo que la otra persona siente y dice.
  • Trata con respeto y dignidad al otro.
  • Permítete escuchar y ser escuchado.
  • Sé educado y honesto.
  • Evita hacer reproches o atacar.
  • Expresa lo que tienes que decir sin menospreciar a tu “amigo”.
Mujer hablando con amigo
Es recomendable poner fin a una amistad desde la asertividad.

4. Perdona

Un amigo tóxico deja heridas y cicatrices sin sanar. Cuando somos atacados de manera a injustificada, terminamos albergando mucho rencor en nuestra vida.

El perdón es un paso que no solamente te ayudará a curar esas heridas, sino que también te ayudará a soltar ese vínculo. Al final se trata de esto, de que sueltes, de que dejes ir, de que no te aferrares a lo que te hace daño.

Es posible que en este proceso también tengas que perdonarte a ti por haber permitido que otra persona te robara la felicidad. Parte esencial de esta clave, para salir de una amistad tóxica, es que aprendas también a ser autocompasivo contigo mismo, que no te reclames y te flageles por haberte dejado herir, sino que te abraces y reconozcas tu fragilidad.

5. Mantén tu decisión

La última clave para salir de una amistad tóxica es mantener la decisión. Examina todo aquello que te pueda llevar a establecer contacto con esa persona: redes de amigos, lugares, actividades, etc. Intenta mantenerte alejado por un tiempo de esas situaciones o, si lo prefieres, rompe contacto de manera definitiva con ellas, para así no relacionarte con tu ex-amigo tóxico.

Da el paso sin mirar atrás. Recuerda que lo haces por ti. Mantenerte firme quizá no sea sencillo, pero es necesario para que de verdad puedas desprenderte de ese vínculo disfuncional que nada bueno le está aportando a tu vida.

Salir de una amistad tóxica es una muestra de amor propio, de no permitir que nada ni nadie inhiba nuestra libertad, ni mucho menos que nos degrade y nos reste valor como seres humanos. Todos somos valiosos y merecemos ser tratado de manera digna y amorosa. ¿Tienes un amigo tóxico en tu vida? ¿Qué te impide soltar esa relación?

La entrada 5 claves para salir de una amistad tóxica se publicó primero en La Mente es Maravillosa.

Artículos Relacionados