4 Métodos para quemar grasa de un plumazo

4 Métodos para quemar grasa de un plumazo

A medida que nos acercamos a las vacaciones de Semana Santa y de verano, estar preparado para ir a la playa puede ser lo más importante para muchos de nosotros. Tal vez hayas estado entrenando en casa durante meses, pero no has hecho un seguimiento de tus macros. Tal vez no cumpliste con tu propósito de año nuevo, pero no te preocupes en absoluto. Estos métodos para quemar grasa que te traemos hoy, pueden ser tu solución.

4 Métodos que harán que puedas quemar grasa rápidamente

Sea cual sea tu situación, estamos aquí para ayudarte. Para muchos, el simple hecho de seguir una rutina de ejercicios puede parecer desalentador, mientras que para otros, el simple hecho de superar esa meseta de pérdida de peso o grasa corporal puede parecer insuperable. Pero estos métodos para quemar grasa pueden ayudarte a lidiar contra estos problemas.

Entrenar, entrenar y entrenar

Cuando la mayoría de las personas piensan en adelgazar, cree que tiene que pasar horas interminables en la cinta de correr, subir las escaleras o hacer kilómetros y kilómetros de bicicleta. Esto no es así. El entrenamiento de fuerza te ayudará a quemar calorías mientras te ejercitas y prolongas esa quema de grasa incluso después de terminar la última serie del entrenamiento. Ganar más masa muscular magra también te ayudará, pues elevará tu metabolismo basal de forma significativa.

Entrenamiento HIIT

No necesitas un montón de equipos de lujo o pagar una suscripción al gimnasio para realizar un efectivo entrenamiento de intervalos de alta intensidad (HIIT). Cuando éramos niños saltábamos a la comba, corríamos como locos, y no parábamos de movernos. Pero, en el caso de la comba, sigue siendo una herramienta muy útil para quemar grasa. Añadir únicamente 10-15 minutos de saltos de comba mejorará nuestra coordinación, hará que podamos quemar más calorías y nos permitirá gozar de una mejor salud cardíaca.

Podemos realizar dos ejercicios principales para seguir cualquier sistema de entrenamiento basado en los saltos de comba. Os dejamos los enlaces explicativos de los dos más sencillos y populares:

Por si fuera poco, te dejamos también una rutina sencilla de 30 días para saltar a la comba aquí.

Prioriza el descanso

No hay debate: lo que comemos y cómo nos ejercitamos impulsan nuestras capacidades para quemar grasa no deseada. Sin embargo, es importante no pasar por alto el sueño en la ecuación de la pérdida de peso. La cantidad de sueño que necesita cada persona cambia en función de la edad.

Los adolescentes necesitan unas 9 horas de sueño de media, mientras que la mayoría de los adultos necesitan entre 7 y 8 horas por noche. No dormir lo suficiente tiene efectos secundarios que ralentizarán tu progreso. Si no se duerme lo suficiente, pueden aumentar los niveles de cortisol, la hormona del estrés que impulsa la respuesta de lucha o huida. La privación continua del sueño puede causar un aumento del hambre y del apetito.

¿Tiene problemas para conseguir suficientes horas de sueño cada noche? Los suplementos como la melatonina pueden ayudarte a mantener un sueño óptimo cada noche. Pero ojo, no es necesaria realmente para adquirir hábitos de sueño saludables, pero puede darte esa pequeña ayuda para conseguirlo.

Hidratarse es más importante de lo que parece

La hidratación adecuada es clave para el rendimiento. Ya sea porque estamos haciendo una dura sesión de entrenamiento cardivoascular o haciendo alguna rutina de ejercicios con mancuernas, la deshidratación es una de las prácticas más populares entre las personas que necesitan quitarse una buena cantidad de grasa corporal. Por falta de conocimiento y de control sobre lo que están haciendo.

Necesitas agua para ayudarte, básicamente, en todo, desde la recuperación muscular hasta la digestión de los alimentos. Se ha llegado a estimar de que más del 40% de las personas que entrenar con regularidad están parcialmente deshidratadas durante sus entrenamientos. Y ojo, que beber hará, sin duda, de que podamos aumentar el número de calorías que se queman.

Controla el progreso

Aunque el peso no es la única forma de medir el progreso, es una gran manera de rendirnos cuentas a nosotros mismos. La báscula nos  proporciona datos sobre el peso, la grasa corporal, el agua corporal y la masa muscular. Bueno, no todas, pero las más recomendables lo harán (es adecuado hacernos con una de ellas).

Pesarnos cada día a primera hora de la mañana sería lo más adecuado. Nuestro peso puede variar a lo largo del día hasta unos 3 kilos en función de las comidas, el consumo de sodio y otros factores adicionales. Además de controlar nuestro peso, otra de las claves del éxito para quemar grasa y adelgazar es controlar la ingesta de alimentos.

La mayoría de las personas subestiman el número de calorías que consumen en un día. La única forma, realmente apta, de hacer un seguimiento de los alimentos es medir con precisión la cantidad que se añade a cada uno de los platos que consumimos. De ahí, que hacerse con una «tana», o báscula digital, es una buena idea para estimar las calorías que nos estamos metiendo para dentro.

Artículos Relacionados